Image Alt
/ Mensajes / LECCION 14 OBEDEZCA

LECCION 14 OBEDEZCA

Recuerde: Anote todo lo que Dios le muestre en el lugar secreto y póngalo en su diario, para revisarlo periódicamente. ¿Por qué es esto importante? Porque cuando nosotros retenemos lo que Dios nos da, Él nos da más.

El enfoque de hoy es obediencia. Empecemos con esta enorme pregunta de nuestro Maestro:

ORE. Tome unos momentos para estremecerse ante el peso de esa pregunta. Dígale, Tú eres mi Dios.

Discipulado significa obediencia—entendiéndose, obediencia inmediata—. Los discípulos de Cristo están ansiosos por obedecer cada palabra que sale de Su boca. Nosotros no examinamos la palabra para ver si es posible hacerla o no. Nosotros solo decimos si al Rey. “Lo tomo todo.” Sí, Señor.

Obediencia no es la “parte negativa” o “la parte obligatoria” de la vida cristiana. En realidad, es la parte de nuestra fe que nos da libertad. Transforma nuestro caminar con El en una experiencia llena de gozo, de luz y de vida para otros.

Mencionamos anteriormente que todo en el reino es basado en el escuchar, pero el escuchar tiene su cumplimiento cuando actuamos. Obras de fe. Santiago dice que, si no obedecemos, nos engañamos a nosotros mismos.

Una vida de oración que escucha y habla, pero no hace, es una vida aburrida y sin sentido. La vida cristiana llena de gozo se descubre solamente en los terrenos de la obediencia.

Cuando nosotros hacemos lo que hemos escuchado en el lugar secreto, la vida se convierte en una aventura de amor con nuestro amado Novio.

El Salmo 118, le da una imagen maravillosa a la gloria de la obediencia:

“En este verso, el salmista asemeja nuestra rendición a la forma en que un toro sacrificial estaría atado al altar, como una ofrenda a Dios. Esta es la razón. Cuando Dios da un mandamiento, viene con luz y entendimiento. En una respuesta llena de gozo, nosotros ofrecemos nuestro corazón en obediencia total, atando nuestra alma fuertemente al altar de la consagración. Este verso representa una ardiente sumisión a la voluntad de Dios, porque hemos entendido la sabiduría de Sus mandamientos.

Sin entendimiento e iluminación, el camino a la obediencia puede parecer algunas veces duro o perjudicial. Pero cuando la luz y el entendimiento iluminan nuestros corazones, nos damos cuenta de que la obediencia es nuestro refugio más seguro. Cuando Jesús nos llama, nosotros estamos más seguros en la tormenta con Él que en la barca sin Él. (Mateo 14:25-32).

Cuando Dios le llama a hacer algo, que usted no puede hacer, usted está siendo sumergido en una aventura. Sálgase de la barca y entre al agua. Una obediencia sin reservas siempre supera una desobediencia auto-protectora.

Le ha llamado Dios alguna vez, para hacer algo que no tenía sentido. ¿Parecía que la obediencia le llevaría al fracaso? ¿Cuándo usted escogió obediencia, se sorprendió de como el camino se abrió frente a usted?

La oración sin obediencia es aburrida. ¿Quién la quiere? Por ello, ya que usted ha decidido reiniciar su vida de oración, también reinicie su determinación de obedecer.

¿Hay alguna área en su vida en la que usted tiene dificultad para obedecer a Cristo? Si la tiene, escríbala con toda sinceridad aquí:

_______________________________________________________________________________________ _______________________________________________________________________________________

ORE.

  • —  Pida al Señor que Su amor ilimitado, deshaga de su corazón toda área de resistencia a Su maravillosa voluntad.
  • —  Exprese confianza en Su dirección sobre su vida.
  • —  Dígale al Señor que usted sabe que Su mandamiento es vida eterna (Juan 12:50)
  • —  Exprese su determinación de obedecerle, aun hasta la muerte.
  • —  Pida al Señor que haga de la obediencia una roca firme en sus cimientos, para que su vida de oración sea inquebrantable.

¡La obediencia hará del día de hoy, un deleite!